Defectos Visuales y su corrección

Estrabismo

¿Qué es el estrabismo?

El estrabismo es un defecto de paralelismo del eje visual debido a un desequilibrio muscular. Impide la correspondencia sensorial y motriz de los dos ojos. Según el sentido de la desviación del eje visual, el estrabismo es convergente, divergente o vertical.

El estrabismo en los niños es mayormente un estrabismo convergente que aparece entre el nacimiento y los 5 ó 6 años. El estrabismo divergente aparece habitualmente más tarde entre los 6 y los 10 años. Un estrabismo permanente produce diplopía: el niño ve doble. Para remediar esta disfunción sensorial, el cerebro ignora la imagen producida por uno de los dos ojos. Eso tiene como consecuencia la pérdida de la visión binocular y el sentido del relieve. Si no se corrige, la diplopía puede generar una ambliopía u “ojo vago”.

Corrección y tratamientos del estrabismo

El tratamiento difiere según el tipo de estrabismo. El estrabismo es en algunos casos debido a un defecto de acomodación visual, en ese caso, la corrección óptica total del astigmatismo, de la hipermetropía y/o de la miopía es indicada.

La prevención y la reeducación de la ambliopía: para estimular el ojo ambliope y hacerlo trabajar, tape el ojo sano de forma intermitente con un parche.

Las intervenciones quirúrgicas tienen como objeto colocar los dos ojos en un mismo eje retrasando o acortando una parte de los músculos ligados al globo ocular. De este modo obtenemos la alineación de los ojos.